"Para el 2023 quiero un presidente radical"

A pesar de que la Pandemia del Coronavirus no da tregua, el gobernador Gerardo Morales se tomó un tiempo para expresar su opinión de cara al armado de la oposición para disputar la presidencia en 2023, cuando finalice su mandato Alberto Fernández.

Lo hizo en el marco de una entrevista con Infobae, en la que dejó varias reflexiones sobre política, intentando pararse en un lugar equidistante de lo que él considera los dos extremos más ideologizados: "el kirchnerismo y algunos sectores de Cambiemos". El gobernador jujeño cree que desde el Frente de Todos eligieron al PRO como gran rival y eso estimula la grieta, a la vez que las convocatorias a movilizaciones por parte de un sector de la oposición "generan caos y son muy riesgosas."

En ese marco, Morales cree que la Unión Cívica Radical debe jugar un papel fundamental en el rearmado del frente opositor, "sin ser el furgón de cola de ninguna coalición". "Para el 2023 quiero un presidente radical", dijo el gobernador sin titubeos. Mencionó a sus correligionarios Mario Negri, Alfredo Cornejo y Luis Naidenoff como eventuales buenos candidatos, aunque nadie desconoce su deseo de participar de la disputa por el liderazgo nacional de la UCR.

¿Habrá pasado realmente el "cuello de botella" que refirió Morales para referirse al Coronavirus en Jujuy? Es difícil poder afirmar algo parecido, aunque más dificultoso aún pareciera ser quitarle a Gerardo Morales sus ambiciones nacionales.

Editoriales
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square