Un nuevo trabajador de la Educación fallecido

Una muy triste noticia tuvo lugar ayer en Abra Pampa, cuando se conoció el fallecimiento de Román Llampa, que se desempeñaba en la Escuela 245 de esa localidad. Con su deceso, Jujuy llega a los 5 trabajadores de la Educación fallecidos desde la precipitada reapertura de clases que comenzó el 17 de febrero.


Pese a encabezar esa triste estadística a nivel país, en el Gobierno Provincial no se plantean nuevas medidas de restricción de ninguna índole. De hecho, ayer el propio gobernador Gerardo Morales dijo que no adhería a la propuesta del Gobierno Nacional de que los trabajadores de la administración pública adopten el teletrabajo por unos días, como manera de contrarrestar la suba de casos de Coronavirus.


En términos de la Educación, Morales no parece escuchar ninguna idea alternativa al "las escuelas no se cierran". La situación con los trabajadores del sector es cada vez más tensa y todas las semanas se viralizan imágenes de escuelas en mal estado a donde son obligados a asistir.


Sin embargo, la ministra Calsina no ha tomado el tema como prioritario sino que le ha llevado al gobernador un plan de construcción e inaguración récord de escuelas para los próximos años, con vistas a la proyección nacional de Morales. De las escuelas que hoy están, poco se ocupan y -lo que es peor- de sus trabajadores- mucho menos aún.



Editoriales
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square