Por penales

En una elección para el infarto en lo que tiene que ver con el reparto de bancas, el Frente Cambia Jujuy se alza con un claro triunfo con el 49% que sin embargo no le permite el ingreso de dos diputados al Congreso Nacional. El único que ingresaría por el oficialismo sería Gustavo Bouhid, mientras que las restantes dos bancas se repartirían entre Leila Chaher -por el Frente de Todos- y Alejandro Vilca -del Frente de Izquierda-.


La decepción en el Frente Cambia Jujuy por no alcanzar el 50% era visible en el bunker. De hecho, se intentó en un primer momento instalar la idea de que se lograría el ingreso de dos diputados y que el restante lugar correspondería a Vilca. Pronto comenzaron a publicarse los resultados oficiales que contradecían esa información con un escrutinio muy avanzado que dividía las bancas en una para cada Frente.

En el bunker del Frente de Todos no hubo alegría, sino más bien alivio al poder superar a Vilca y desterrar el peor de los fantasmas que indicaba que el peronismo jujeño se quedaría sin representación en el Congreso. Sin embargo, a nadie se le escapa que el rol de competir por el segundo lugar mano a mano con la Izquierda marca a las claras el hecho de que en el PJ las cosas no se están haciendo bien.


Por el ladro del Frente de Izquierda todo es alegría. Luego de sembrar sospechas de manipulación en la votación, los resultados acercan a la fuerza encabezada por Vilca al milagro de ingresar un legislador al Congreso. Aunque todavía los más previsores piden cuidar y contar todos los votos y esperar el escrutinio definitivo. Es que se trata, ni más ni menos, de una partida que se define por penales.




Editoriales
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square