top of page

Gerardo en modo vacaciones

Los primeros días del año suelen distender momentáneamente muchas de las tensiones que se acumulan durante gran parte del calendario. El gobernador Gerardo Morales parece haber tomado nota de esta premisa, dosificando sus apariciones públicas en la Provincia y evitando la exposición excesiva.


“La idea para estos días de Enero es que Gerardo pueda mostrarse en distintos municipios, inaugurando obras y participando de ferias y celebraciones”, explican en Gobierno. Algunos caballitos de batalla de lo que el gobernador cuenta como sus éxitos de gestión no faltarán: modernización, medioambiente, diversificación de la matriz productiva y demás etcéteras.


Mientras tanto, la mayor parte del círculo cercano a Morales está dedicada al tablero político nacional, en el que sueñan con una postulación a la presidencia. “El lanzamiento será en febrero”, confesó el propio gobernador, aunque sin dar mayores precisiones, seguramente porque aún hay muchas cuestiones por resolver de cara al acto.


Una piedra en el zapato se asomó por estos días en la planificación oficial: el anuncio del presidente Alberto Fernández de hacerle juicio político a los miembros de la Corte Suprema, con un inminente llamado a sesiones extraordinarias del Congreso. Por un lado, el tema molesta a Morales porque acaparará la atención política de gran parte del verano, opacando su lanzamiento.


Pero por otro lado, es una cuestión que lo incomoda ya que como presidente de la UCR ha comenzado a recibir varias críticas internas por no condenar los escándalos de corrupción que salpican a gran parte del Poder Judicial y el macrismo. Mario Cimadevilla, histórico dirigente radical y ex senador nacional, le reclamó en una carta pública un “expreso y urgente pronunciamiento de reprobación”.


Sin embargo, más allá de que el tema parece ir en escalada y ya se cobró el pedido de licencia del ministro de Seguridad de Horacio Rodríguez Larreta, el gobernador no tiene pensado modificar su postura. “La premisa es no entorpecer la relación con Larreta, con quien venimos en buena sintonía para el año electoral”, explican en su entorno.


¿Y del escenario provincial? A pesar de la inminencia de las elecciones, Morales ha prohibido hablar del tema y a todos los dirigentes que le manifestaron sus pretensiones les dijo lo mismo: “salgan a caminar, muéstrense”. Los autopostulados son varios y las ansiedades crecen, pero el gobernador por ahora maneja los tiempos y sigue predicando en modo vacaciones.






Comentarios


Editorial
Espacio en blanco

Espacio publicitario disponible

WhatsApp Image 2024-02-06 at 4.11.46 PM.jpeg
bottom of page