Perico: Demarco gana tiempo en el Concejo

Las últimas semanas fueron un polvorín en Perico, dado que la pandemia no trajo ningún tipo de tregua política en el municipio que gobierna Luciano Demarco. Días atrás, la oposición había llevado a cabo una polémica sesión en el Concejo Deliberante, en la que se desplazaba a su máxima autoridad, Gloria Espinoza, por el edil opositor Walter Cardozo.


Ahora, la Justicia local expresó que dicha sesión no tuvo validez alguna y decidió "ratificar como presidente del Honorable Concejo Deliberante de Ciudad Perico a Gloria Espinoza". ¿Un golpe definitivo para la estrategia de la oposición? No, dado que los concejales que no comulgan con el oficialismo siguen diciendo que tienen la mayoría como para arrebatarla la presidencia del Concejo.


Sin embargo, Demarco logró que la discusión se postergue y se abra otro camino. Un espacio para negociar, persuadir y tratar de bajar los decibeles de una convivencia política que dista mucho de ser cordial. Comienza el momento para que ponga en juego su habilidad política e intente romper la alianza entre distintos sectores, que amenazan con ponerlo en jaque desde muy temprano.


¿Cuáles son esos sectores? Por un lado, lo que queda del espacio del saliente intendente Rolando Ficoseco; por el otro, la construcción que ha hecho el concejal Walter Cardozo, que hoy parece aliado con el sector al que más criticó durante su zigzagueante trayectoria política. A eso se le suma la influencia del oficialismo provincial, que no ve con malos ojos debilitar a un adversario político, sobre todo después del enfrentamiento que se dio en torno a la feria municipal.


Un cóctel de alianzas difícil de sortear para Demarco. ¿Podrá mantener la institucionalidad en un contexto así? Las próximas semanas serán clave para saberlo. Hoy, al menos, ha ganado tiempo.








Editoriales
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square